“No se informa claramente a los consumidores de su derecho a recibir en papel o en formato electrónico las facturas”